Española no sabía que quien se la follaba era negro

Esta joven española tenía ganas de sexo, y tuvo su oportunidad. La única condición es que tenía que vendarse los ojos, no podía ver quien se la follaba. El hombre se acercó a ella y comenzó a comerle el coño mientras ella lo gozaba. Poco después y mientras ella estaba bien abierta de piernas se la metió. En ese instante se percató de que había algo que no era habitual, ya que la polla que estaba dentro de ella era demasiado grande. Quiso asegurarse de sus sopechas comiéndole el rabo, y en efecto era mucho más grande de lo habitual.

Fue ahí cuando se quitó la venda de sus ojos y vio que se trataba de un tío negro, sus sospechas eran ciertas. Por supuesto siguieron follando, aunque el tío no quiso desvelar su rostro, pero no paró hasta correrse.

VÍDEOS PORNO RELACIONADOS