Papá se pone cachondo con su hija

La chica se fue a casa tras haber terminado las clases en la universidad. Una buena merienda y un rato de lectura y relax le vendría bien para así poder estudiar mejor. Pero al rato quien llegó a casa fue su padre, que acababa de salir de trabajar. Con su traje puesto y rostro de cansado se echó en el sofá al lado de su hija.

Pero en realidad no parecía estar tan agotado, especialmente cuando comenzó a echarle miradas a la jovencita y a tocarla. Ella se imaginaba que su padre otra vez quería probar su cuerpo, pero también sabía que era su deber como hija intentar que el viejo estuviera bien.

La guarra se desnudó, le comió la polla y puso su coño para que el hombre desahogara toda su tensión laboral en la joven vagina de su hija.

VÍDEOS PORNO RELACIONADOS