Rusa acepta follar a cambio de dinero

La conoció en el metro y consiguió convencerla a cambio de un fajo de billetes. Como dice la frase, todo el mundo tiene un precio. Ella puso el coño a cambio de un módico precio, teniendo en cuenta que el tío tenía bastante dinero. Así que se la llevó al baño público de la estación, le ofreció unos billetes y la chica aceptó. Comenzó a comerle el rabo y se sorprendió porque el tío lo tenía bastante grande. Allí mismo se la acabó follando, en el sueño del baño.

Cuando al final el tío se le corrió encima la chica se reía, y lo hacía al darse cuenta de lo sumamente puta que era. Un  tío que no conocía de nada se le acababa de correr encima, pero ella se iría contenta a casa con un fajo de billetes.

VÍDEOS PORNO RELACIONADOS