rarezas, piercings y barbaridades

A simple vista parece que ponerse unas pinzas de tender la ropa en la cara como que no es gran cosa, pero con lo sensible que es la piel en esa zona os puedo asegurar que no hacen precisamente cosquillas cuando las tienes puestas un buen rato. Creo que a esta zorrita alternativa los piercings se le han quedado cortos y ha tenido que pasar a otro tipo de experiencias para satisfacer sus gustos por las perforaciones corporales. Por cierto, cuando se ha desnudado ha ganado muchísimo, ¿quién te iba a decir que una hippie actual tendría esas tetitas y ese coñete?, mmmmmm.

VÍDEOS PORNO RELACIONADOS