Oye tio, que estoy borracho

Para que un chico hetero acabe comiéndose una polla debe ocurrir algo fuera de lo normal. Su excusa es que estaba borracho, que no sabía muy bien lo que hacía. Pero si te fijas en este vídeo la verdad es que muestra una destreza inusitada. El tío se come la polla con bastantes ganas, se nota que en realidad era algo que deseaba desde hacía mucho tiempo. Lo de estar ebrio seguramente sería una excusa para por fin sacar a la luz su auténtico yo y decirle al mundo que es homosexual.

13760 veces visto

Categorias: gay

VÍDEOS PORNO RELACIONADOS