¿no querias leche?, pues toma leche…

Tanto va el cántaro a la fuente que al final se rompe, el que busca encuentra y muchas otras frases se pueden aplicar a las personas que tienen fijación por alguna cosa, un deseo enfermizo que casi no les deja vivir. Sé de buena tinta que por aquí hay más de una adicta al semen y no me extrañaría que llevaran un botecito de leche encima para ir dándole traguitos en los momentos de “mono”. Pues bien, a veces la mejor terapia es darte eso que tanto te gusta pero multiplicado por 100 porque a lo mejor de esta forma como que le pillas hasta asco por el exceso, pero visto lo visto creo que ni con esas :-(.

VÍDEOS PORNO RELACIONADOS