me gustan de todos los colores y sabores

Esto es lo que se viene a llamar ponerse ciega de pollas pero además literalmente, esta mamá tuvo los santos cojones de meterse enmedio de un puñado de tíos salidos con las pollas cargadas y comerse todas y cada una de sus corridas. El tamaño, color, sabor u olor importa más bien poco puesto que ya metidos en el lío toca tragar, desde luego no me gustaría que esta madura fuese mi madre y no porque vea mal lo que hace, sino porque estoy seguro de que al final sería yo el primero en querer descargar dentro de su garganta XDDDDD.

VÍDEOS PORNO RELACIONADOS