el trabajo mas dificil de santa claus…

Ni permanecer despierto durante toda una semana ni repartir juguetes por todo el mundo, el curro más difícil que ha tenido con diferencia este simpático Santa Claus improvisado fue el de conseguir un empalme delante de dos tías guarras que quisieron hacerle una pajilla (obviamente por lástima). Creedme, he visto clítoris mucho más grandes que su polla y seguro que eso lo condicionará toda la vida cuando tenga relaciones sexuales con alguna chica, pero bueno, seamos positivos porque al menos rascó una mini mamadita y que dos golfas le tocaran el rabo, algo es algo ¿no?.

VÍDEOS PORNO RELACIONADOS