Disfruta de videos gratis, peliculas porno, fotos porno y mucho sexo gratis

Panel de Control

» Chicas Conectadas

» Gente conectada ahora

Ver todo el listado...

» Videos Destacados

» Fotos Destacadas

gina te enseña sus nuevas braguitas
Visitas: 4824 Votos: 8

cuero y lenceria para una autentica puta
Visitas: 7749 Votos: 8

una noche en el barrio rojo
Visitas: 109468 Votos: 7

» Relatos Eróticos

los rios del placer

No habíamos hablado una palabra después de lo que había pasado… que e... 


la isla del tigre

Quite mi miembro enrojecido de la vagina de mi amante y a la vista de las dos, también com... 


mi hermano me desvirgo

Estabamos en su habitación, en una cama matrimonial. Se acostó y yo lo hice ensegui... 


sabado de fiesta

Fuimos a un bar céntrico, nos sentamos cerca de la barra y empezamos a t... 


una mamada a primeros de año

Ella me desabrochó mis pantalones y sacó mi pico a punto de estallar, lo miró... 



» Inicio » Buscando por la tag: secuestros

 

el secuestro de un emo

por krista el 25-08-2010

Moraleja de este video: si eres un delincuente pillado por la poli y necesitas secuestrar a un rehén para negociar, no se te ocurra elegir a un emo, porque nada con lo que puedas amenazar será peor que lo que él te pida que le hagas.

  • Comentarios (0)
  • Categoría Humor
  • Visitas 3661
  • Votos 2

Tags:   emo   descojonantes   videos de humor   secuestros   rehenes  

Estas chicas son dos hermanas veinteañeras muy guarrillas y calentonas que se han quedado solas este finde en casa; mientras ven la tele bastante aburridas observan por la ventana al nuevo jardinero, un maromo cachas que les sugiere la divertida idea de seducirlo y meterlo en la casa para hartarse de follar con él.

  • Visitas 125566
  • Votos 54

Tags:   jovencitas   secuestros   jardineros   trios   porno  


Buscar en Puritanas








registro

2001 - 2013 © www.puritanas.com | Diseño, imagenes y logotipo protegidos © | Solo mayores de edad. puritanas es una marca registrada y se perseguirá a todo aquel que haga uso de ella